Tipos de cámaras de CCTV

Las cámaras de vigilancia o cámaras de CCTV (circuito cerrado de televisión) han sido utilizadas desde hace bastante tiempo como dispositivos de apoyo a los sistemas de seguridad y protección antihurto.

En diferentes modelos y con una variedad de utilidades, permiten a las personas, monitorizar de forma segura determinados espacios y registrar información importante sobre incidentes. Gracias a los avances tecnológicos, hoy día son muchas las ventajas que ofrece su uso.

Cámaras de vigilancia para exteriores e interiores

De acuerdo a las necesidades de vigilancia, es posible que se requiera la protección de sitios externos, como aparcamientos, entradas de edificios, patios traseros, límites de propiedades; o simplemente dentro de un determinado local, vivienda o habitación.

cámara de vigilancia CCTV PTZ
A la hora de elegir un sistema de vigilancia CCTV es necesario tener en consideración las características del entorno donde va a ir ubicada la cámara, ya que no todas las cámaras están diseñadas para funcionar en exteriores ni en entornos de baja iluminación.

En ambos casos, las cámaras de CCTV deben cumplir ciertas características que permitan optimizar su uso en espacios exteriores e interiores.

Cámaras para exteriores

Estas deben brindar una protección especial para su mecanismo, por lo tanto su estructura y diseño están enfocados en la durabilidad y resistencia a los embates del clima, temperaturas extremas e intentos de daño.

Por lo general, su estructura reforzada incorpora visera o parasol, y una protección sobre su lente para impedir que pueda ser dañado de forma intencional o por accidente. Además pueden incorporar funciones de visión nocturna y/o sistema de iluminación asistida para mejorar su desempeño durante la noche.

Cámaras para interiores

Destinadas a espacios que suponen una protección contra los elementos climáticos, no incorporan tantos elementos de protección para su estructura. Sus lentes pueden estar expuestos y sus diseños están enfocados a combinarse con el espacio que monitorean.

Dependiendo de su utilidad pueden ser de tipo compacto e incluso cámaras ocultas. Incluyen por lo general, sistema de visión nocturna o infrarrojo para optimizar su funcionamiento en espacios cerrados y con poca luz.

Cámaras de CCTV según su forma

Las cámaras de CCTV se caracterizan e identifican según sus diseños según los siguientes tipos:

Cámara tipo domo o cúpula

Son cámaras compactas y de diseño esférico que simulan la forma de un domo. Están diseñadas para ser instaladas en interiores, por lo general en techos o paredes altas. Son uno de los modelos más usados, debido que su apariencia se adapta fácilmente a diferentes diseños de espacios interiores aunque también se pueden usar en exteriores.

Algunas veces pueden pasar desapercibidas, sin embargo al ser detectadas genera un efecto disuasorio inmediato. Pueden incorporar funciones de visión nocturna, rotación de cámara y acercamiento o zoom varifocal; lo que las hace más potentes y versátiles.

Cámara tipo bullet o compacta

Útiles en interiores y exteriores, estos modelos se diferencian por su forma cilíndrica y apariencia disuasoria. Ofrecen ventajas para la detección de imágenes a larga distancia; sin embargo en algunos modelos no está presente la función de zoom varifocal.

Su instalación en techos o paredes ofrece un rango de captura aceptable, aunque su forma alargada puede generar puntos ciegos. Por lo general ofrecen una excelente calidad de imagen.

Cámara tipo box

Consta de una carcasa que sugiere su denominación, están diseñadas para la monitorización de espacios de alto riesgo, tanto en interiores como exteriores. Su diseño le permite resistir los rigores climáticos e intentos de daño.

Son comunes en comercios cuyos productos son de alto valor y el riesgo de hurto o robo es mayor al habitual; joyerías, bancos, casas de cambio, entre otros. De igual modo en estaciones de servicio, gasolineras y aparcamientos públicos.

Ofrecen una alta calidad de imagen y amplio alcance; por lo que son útiles en detectar detalles específicos y en el reconocimiento facial y/o de objetos. Su desventaja principal es que no cuenta con iluminación propia, por lo tanto debe incorporarse un sistema de iluminación auxiliar.

Otros tipos de cámaras

Además de las antes mencionadas, existen algunos tipos de cámaras diseñadas para usos particulares; como es el caso de las mini-cámaras. Estas se incorporan en elementos del entorno como lámparas, tornillos, mirillas y elementos decorativos con la finalidad de pasar desapercibidas.

También encontramos, aunque cada vez con menos frecuencia, las cámaras PTZ (Pan, Tilt, Zoom) las cuales son dirigidas con un dispositivo señalador de forma horizontal o vertical y permiten hacer zoom. Debido a la necesidad de ser controladas por el usuario y las funcionalidades incorporadas en otros modelos, éstas cada vez se utilizan menos.

Tipos de conexión para cámaras de vigilancia de CCTV

Dependiendo de la forma en la cual se transmiten y recuperan los registros; las cámaras de CCTV pueden catalogarse según los siguientes tipos:

Cámaras analógicas

Las cámaras analógicas son las cámaras clásicas implementadas en los CCTV; utilizan conexiones de cables coaxiales o UTP para transmitir una señal analógica de corriente alterna hacia un monitor o dispositivo de videograbación. Por lo general, incorporan un DVR para el almacenamiento de registro, aunque los nuevos modelos permiten otros medios de conexión.

Cámaras IP

Permiten el acceso a los registros a través de una conexión a internet o conexión de red local. Esta conexión puede ser a través de cableado o inalámbrico a través de conexiones Wi-fi. La ventaja principal es que se puede configurar y acceder a los registros de forma remota; sin embargo, algunas consideraciones de seguridad deben tomarse en cuenta con la red inalámbrica.

Es importante tener en consideración que la diferencia principal es el formato en cual se transmiten los datos; ya que la salida para las cámaras IP son imágenes digitales, a diferencia de las analógicas.

Consideraciones finales

Las cámaras de CCTV se han convertido en una herramienta ampliamente utilizada en la protección de hogares, locales comerciales y áreas públicas. Debido a la variedad de espacios en las que pueden incorporarse, es necesario verificar las necesidades de detección, identificación y reconocimiento que se requiere en cada caso para seleccionar la cámara adecuada.

Existen ciertos parámetros que se deben tomar en consideración, como la iluminación, el alcance, la exposición a los elementos y los tipos de conexiones posibles en el espacio para aprovechar las funciones de las cámaras de la mejor manera posible.

Su sola presencia es una herramienta de disuasión sobre las intenciones de vandalismo, hurto o robo. Representan una ventaja en las labores de vigilancia debido a que requieren la intervención mínima de personas para su uso constante.

Antes de su instalación será necesario, revisar las disposiciones legales referentes a la privacidad de las personas en espacios privados y públicos; así como incorporar de forma visible las notificaciones de su implementación en lugares de tránsito público.

La ventaja de los sistemas de seguridad basados en esta tecnología, radica en la capacidad de acceder a los registros de imágenes y en la obtención de datos útiles para la detección, identificación o reconocimiento de intrusos, vehículos o responsables de algún incidente.

Los nuevos modelos y funcionalidades incorporadas, han permitido el diseño de cámaras para la monitorización de habitaciones con sensores de movimiento, detección de sonido y activación automática de luces.

En algunos casos, a través de la conexión con otros mecanismos de seguridad, permitirá alertar a propietarios o a cuerpos de seguridad sobre la ocurrencia de algún delito o de una actividad poco habitual en un espacio monitorizado con algunos de los tipos de cámaras de CCTV descritos.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar